Domingo, 26 de enero de 2014

Siempre me ha gustado mucho vestir de blanco. Aunque reconozco que con el negro me veo más esbelta y favorecida, no me resisto a tener prendas blancas en el armario, que combino con otros colores, especialmente el negro. Creo que hace años que no vestía de blanco total. Cuando era joven, me encantaba ir toda de blanco. Nunca faltaba en mi guardarropa un vestido blanco para el verano ni pantalones de pana blancos para el invierno, que combinaba con blusas blancas. El color blanco siempre lo asociamos al verano a la hora de vestir, pero creo que es un color muy bonito para el invierno, sobre todo el blanco no tan puro, tirando a crema, y combiándolo con el beige y el nude. A mi me encanta el look que llevo en las fotos de este post, ahora que desde que me compré el pantalón verde mint, que tanto he llevado, me he animado a ponerme pantalones de color claro.

Blanco0

blanco3
La camiseta de algodón es de Springfield (me encanta su estampado dorado claro) y el pantalón de Mango son de esta temporada (Rebajas). El chaleco es una de mis prendas preferidas desde hace veinte años, de lino con bordados en la parte delantera, una de las joyitas de mi guardarropa que hace años que no me lo ponía. 

blanco2
El bolso es muy original y lo compré hace 14 años en El Corte Inglés (Pepe Moll), concretamente para el bautizo de Cristina, y también lo he rescatado del baúl de los bolsos para este look, y ya lo dejaré a la vista para lo que queda de invierno y primavera. Los zapatos nude de salón son de Mary Paz de la temporada pasada. En las fotos no aparece, pero este look me lo he puesto con un abrigo blanco y beige que tengo también desde hace dos décadas y que os enseñé otro día.

Blanco1

blanco6
¿Os gusta el look? Ya he colgado todas las prendas en el armario de diario para ponérmelas juntas en más ocasiones. ¿Y vosotras, os animáis con el total white?

Pin It on Pinterest