¡Hola! En este post, el último del año, os voy a contar lo mejor del 2016 en el blog, no tanto los mejores looks, como los mejores momentos. Va por meses, aunque alguno, como julio, tengan varias fotos porque hubo muchos momentos buenos. Y os lo cuento en orden descendente, desde diciembre a enero, para darle más actualidad.

DICIEMBRE. Es el mes de la Navidad y de las reuniones familiares. En la primera foto, el día de Navidad en Tudela, con la familia de mi hermano, momentos antes de la comida (mi marido también está, pero al otro lado de la cámara). Y me encanta esta foto, con mi hija, en el Árbol de los Deseos de Zaragoza, tomada la tarde del 24 de diciembre.

Me gusta lo bonita que pongo mi casa en diciembre, llena de lucecitas y guirnaldas, y este vestido que si no me lo pongo en Nochevieja-Año Nuevo, va seguro para Reyes.

De NOVIEMBRE destaco, la gala de entrega de los II Premios José Antonio Labordeta, por lo que ha significado en mi vida este gran cantautor, escritor y político aragonés, y por lo que representa colaborar con su Fundación.

OCTUBRE llegó cargado de cosas buenas, como las Fiestas del Pilar, de grandes acontecimientos culturales y, en lo más personal, destaco la visita al Monasterio de Veruela, el lugar en el que Gustavo Adolfo Bécquer encontró descanso para su cuerpo y paz para su alma.

5 1
SEPTIEMBRE y nuestro viaje familiar a San Sebastián, la bella Donosti, una de las ciudades más bellas de España y de la que tan buenos recuerdos tengo desde mi niñez.


AGOSTO lo pasamos en Zaragoza, pero aprovechamos el buen tiempo para pasear por el Parque del Agua, hacer fotos, con imágenes como éstas.


JULIO, JUNIO Y MAYO, meses viajeros, que nos llevaron a El Grao (Castellón), Madrid (en la foto con mi amiga Marí Carmen), a Sitges…

ABRIL. Con la primavera, los looks quedan mucho más luminosos y dan ganas de salir de casa, atrapar los primeros rayos del sol con o sin sombrero.

En MARZO, el blog cumplió tres años, lo vestimos con sus mejores galas, cambiamos un poco su diseño y empezaron a pasarle muchas cosas buenas y a llegar muy buenas amigas.

Me encanta FEBRERO, porque es el mes de los cumpleaños en mi familia y vamos celebración tras celebración. Es un mes sorprendente, que igual sale el sol que te nieva.


Y ENERO. Los Reyes nos dejaron muchas ilusiones y doce meses para ser felices. 
2016 ha sido, en general, un buen año. No sé qué nos deparará 2017, tan solo pido salud para mí y para todos mis seres queridos (incluidas las lectoras de este blog) para poder disfrutar del amor, del trabajo y seguir luchando por nuestros sueños. ¡Feliz Año Nuevo, con todo mi cariño!

Pin It on Pinterest