Martes, 8 de marzo de 2016


¡Hola! Este es un post muy especial porque este blog cumple hoy tres años. Nació un 8 de marzo de 2013, en el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, y pensé que era un buen momento para escribir mi primer artículo en él (leer aquí), para reivindicar todo lo que la sociedad y los gobiernos niegan a unas mujeres que, ya cumplidos los cincuenta, son y están más maravillosas que nunca, con su experiencia, sus arrugas, su saber estar, su darse a los demás. Porque somos mujeres que nos hemos preocupado en formarnos y en trabajar, que hemos educado a unos hijos (que aún siguen en casa) con todo lo que nos ha costado conciliar (palabra tan de moda para una situación por la que hemos luchado día a día con el ejemplo y no con las palabras), que cuidamos de nuestros mayores, y que tenemos tantas responsabilidades…

cincuenta2

Es mi generación, la de las mujeres de cincuenta años y más, la que abrió muchos caminos, y nos resistimos a que ahora se nos ignore, se nos ningunee o se nos haga cada año más y más invisibles. ¡No, no y no! Tenemos cincuenta años (yo acabo de cumplir 54) y qué… Tenemos aún tantos sueños…

Doy gracias a todas y cada una de las personas que leen este blog. He escrito alrededor de 300 artículos, que han leído más de 100.000 personas en estos tres años. Tiene una media de 100 visitas al día. Sé que no es mucho y confieso que cuando lo creé pensaba que iba a tener más lectores, pero estoy contenta, porque para mí cada lectora es un éxito. Más de 100.000 visitas, ya quisiera alguna de mis novelas haber tenido tantos lectores.

playa13

Me han pasado muchas cosas en estos tres años, personales y profesionales, y no todas buenas; pero nunca he pensado en cerrar el blog, porque necesito expresarme a través de sus distintas secciones. Escribir es para mí una necesidad vital, escribir y que me lean, que me lean y que me quieran (qué narcisitas somos los escritores).

Os diría tantas cosas… pero no quiero extenderme más porque si el post es muy largo no os animaréis a leerlo. Tan solo deciros que gracias por estar ahí, por acompañarme en este camino que es la vida, por ayudarme a reivindicarme y a reivindicaros, para que nadie nos silencie y para que nuestras vidas no sean en vano. ¡Ahhh, que  se me olvidaba!… He cambiado un poco el diseño del blog. Lo podéis ver en la cabecera, con diez fotos que sustentan el manifiesto vital del blog y con un logotipo que quiere expresar a golpe de vista su esencia. Pues nada, por aquí os espero. No me faltéis nadie. Hemos cumplido cincuenta años y qué… ¡somos maravillosas!

Pin It on Pinterest